Gálatas 4:4-7

-
-
4. Pero cuando se cumplió el plazo, Dios envió a su Hijo, nacido de una mujer, nacido bajo la ley,
5. para rescatar a los que estaban bajo la ley, a fin de que fuéramos adoptados como hijos.
6. Ustedes ya son hijos. Dios ha enviado a nuestros corazones el Espíritu de su Hijo, que clama: «¡ Abba! ¡Padre!»
7. Así que ya no eres esclavo sino hijo; y como eres hijo, Dios te ha hecho también heredero.

-
-

Comentarios